vidas sostenibles

«Estamos a tiempo» en los cursos de verano de la UPV/EHU

Analizar, reivindicar y actuar. Ésta fue la lógica del curso que celebramos en el marco de los Cursos de Verano de la UPV en el palacio Miramar de Donostia.

Analizar el contexto que nos rodea, reivindicar otros modelos y aprender como actuar individualmente y en colectivo para avanzar hacia unas vidas más sostenibles. Compañeras de Feminismos Desazkunde, Ingeniería Sin Fronteras y Bizilur fueron quienes dinamizaron los 3 talleres de los que se compuso el curso.

Queremos agradecer a todas las personas que asistieron a la actividad y a la organización por todas las facilidades. Pronto colgaremos un documento que recoge todo lo abordado en el curso. Aquí tenéis unas fotos:

2019-08-20T16:02:14+02:0014 agosto 2019|Etiquetas: , |Sin comentarios

Crónica y fotos del viaje #GuatemalaSOStenible

Os relatamos y mostramos a continuación todo lo que hemos podido vivir en este intenso viaje en el que hemos aprendido de las diversas luchas, alternativas, organizaciones y comunidades del país.

Nuestro inicio del viaje participamos en las Marcha De La Memoria junto con la Alianaza política Sector de Mujeres. También visitamos la Casa de la Memoria, que trabaja especialmente con jóvenes a través de un espacio con exhibición permanente sobre la historia de Guatemala.

Luego, hemos visitado el CALDH centro para la acción legal en derechos humanos, donde uno de los abogados que ha trabajado en la denuncia y juicios contra el genocidio en Guatemala nos compartía qué tan importante ha sido para la Memoria

Al día siguiente estuvimos en San Juan de Sacatepéquez, con las compañeras de AGIMS, ellas trabajan por los Derechos de las mujeres y la defensa de su territorio y su agua contra la empresa Cementos Progreso.

El 4º día continuamos el intercambio con la compañeras de Mujeres de Afedes y el Consejo Nacional de Tejedoras – Movimiento Nacional de Tejedoras Ruchajixik ri qana’ojbäl . Ellas nos transmitieron que respondían al consumismo con autoconsumo; prooduciendo sus propios alimentos , elaborando su propia ropa y recuperando sus saberes. Al fin y al cabo no se puede hacer frente al capitalismo con los mismos principios del capitalismo, que no está diseñado para los pueblos indígenas.

 

El 5ºdía nos desplazamos a a Cobán en Alta Verapaz y pudimos conocer el centro de formación de ASECSA. Nos contaron que entienden que la salud es también la defensa del territorio. En este sentido subrayaban que la lucha no debe ser individual, debe ser colectiva porque se puede eliminar a una persona pero no se puede eliminar a toda una colectiva. Denunciaban que, el estado de Guatemala es un estado fallido porque sus leyes solo sirven a las grandes empresas pero no sirven para el pueblo. Concretamente, Florentino Pérez es el mayor accionista de Renace, un gran proyecto hidroeléctrico que está generando desplazamiento y criminalización de los pueblos.

Al día siguiente de la mano de ASECSA visitamos la comunidad Seconon, en la que hay un grupo de ahorro de 38 mujeres que se reúnen cada semana para poner en común sus ahorros y realizar pequeños préstamos entre ellas. Pese a que la única garantía que se les pide es su palabra todas han devuelto siempre el préstamo en plazo.

La mayoría de estas personas no pueden acceder a préstamos bancarios y de esta manera demuestran la potencia de organizarse en comunidad y que hay alternativas al sistema financiero.

También nos mostraron la parcela de doña Rus, mujer indígena que tras 2 años de capacitación con ASECSA en soberanía alimentaria ha puesto en práctica lo aprendido en su huerto diversificado y ecológico.

Son ejemplos de resistencia de los que tenemos mucho que aprender.

El viernes 5 de julio asistimos a una asamblea de representantes de comunidades en resistencia en la defensa de su territorio frente a proyecto hidroeléctrico. Ellas y ellos reivindican que la tierra es de quien la trabaja y de quien la cuida, “no necesitamos dinero necesitamos la tierra, el dinero nubla la vista pero el dinero se acaba mientras que la tierra nos va a durar siempre que la cuidemos.”, nos decían.

Denunciaban la presencia de minerías, represas, plantaciones palma…y que “el estado existe cuando hay que reprimir, solo existe para defender a la empresa, no al pueblo”. En el mismo sentido dejaban claro que “ellos no tienen tierras solo tienen el poder para dominarnos, nosotros somos hijos de la tierra, ellos son usurpadores”

Respecto al empoderamiento de las mujeres mayas recordaban que no solo debe ser en la casa sino también fuera de ella y en derechos humanos. Ellas tienen el derecho a saber y hacer lo que ellos hacen y juntos y juntas resistir.

Por último nos decían saber que en otros países hay luchas y esperan poder conectar con ellas.

El sábado 6 de julio pudimos visitar en la cárcel a Bernardo Caal, líder de la comunidad indígena del departamento de Alta Verapaz que, junto con su comunidad, se opuso a la concesión de licencias a las centrales hidroeléctricas Oxec y Oxec II. La construcción de estas represas comenzó sin informar y consultar lo suficiente a las comunidades circundantes y amenaza su libre acceso al río. En enero de 2018, después de una larga campaña de intimidación y difamación, Bernardo Caal fue arrestado y detenido. El 9 de noviembre, finalmente fue sentenciado a siete años y cuatro meses de prisión, supuestamente por «arrestos ilegales» y «robo violento».

Con esta visita, queremos mostrar nuestro apoyo a Bernardo, al pueblo Q’eqchi en su lucha y reivindicar la dignidad y la defensa de los derechos de los pueblos indígenas.

El domingo ya dimos por finalizado el viaje y emprendimos el regreso a Euskal Herria

Todavía emocionadas por lo que hemos vivido, queremos dar las gracias a todas las personas, colectivos y asociaciones que han hecho de este viaje una experiencia que jamás olvidaremos y que nos ha permitido emocionarnos, identificarnos y aprender de todas las luchas que hemos podido conocer en Guatemala. ¡¡Un fuerte a abrazo a todas y nos seguimos viendo en el camino!!

Colgamos a continuación las entrevistas mantenidas por las compañeras después del viaje:

Entrevista en Radio Bilbao a María San Salvador de Ingeniería Sin Fronteras:

 

Entrevista en Radio Popular a Unai Gondra de Economistas sin Fronteras y María San Salvador

 

Y estad atentas porque pronto tendremos un pequeño documental donde podéis conocer de cerca todo lo vivido y conocido en el viaje…

2019-08-20T15:55:19+02:0010 julio 2019|Etiquetas: , , |Sin comentarios

Tipi Tapa en Guatemala

Varias representantes de organizaciones que son parte de la Red y han participado en la campaña Tipi-Tapa Bagoaz viajan a Guatemala para mantener diversos espacios de intercambio con varios colectivos, comunidades y movimientos del país de América Latina.

En un contexto de cambio climático, de crisis ecológica y de cuidados y de fuerte represión por parte de los poderes a quien se sale del orden político, social y económico establecido, resulta más necesario que nunca que organizaciones y movimientos sociales que trabajamos por la transformación social nos unamos y reivindiquemos que hay que poner la Vida en el centro por encima de un sistema basado en el crecimiento infinito, el consumismo y la explotación de una gran parte de las personas, principalmente mujeres*.

Para ello resulta imprescindible propiciar espacios de encuentro en el que esos movimientos y organizaciones de contextos muy diferentes (pero con luchas comunes) puedan conocerse, compartir experiencias y luchas encaminadas, precisamente, a ir construyendo un sistema en el que cuidar, propiciar la vida y respetar los derechos de todas las personas, esté por encima de cualquier otro interés.

En este sentido y con el objetivo de añadir nuestro grano de arena, en el marco de la campaña “Tipi-tapa Bagoaz, Hacia vidas SOStenibles”, una comitiva viajará a Guatemala el 29 de junio y permanecerá allá hasta el 7 de julio.

Este grupo estará formado por representantes de organizaciones que trabajan en el ámbito de la solidaridad internacional y la transformación social como Economistas sin Fronteras, Mugarik Gabe, Ingeniería Sin Fronteras, Feminismos Desazkundea, la Red Saretuz y Calcuta Ondoan. A la misma se unirán ya en Guatemala compañeras que forman parte de la organización Xochilt Acatl de Nicaragua.

Con este viaje, continuamos el aprendizaje con un intercambio de experiencias y saberes para profundizar en las iniciativas y buenas prácticas que, tanto aquí en Euskal Herria como en América Latina, están trabajando por el derecho y en favor de unas Vidas Sostenibles. Todas estas iniciativas desde la cosmovisión indígena del buen vivir feminista, tomando como base los 4 ejes de la campaña: la transición energética, la soberanía alimentaria, derecho al cuidado y la economía al servicio de las personas.

Allá en Guatemala se propiciarán encuentros con colectivos y organizaciones como:

-AFEDES, organización de mujeres indígenas que impulsa procesos que permiten el rescate, la revalorización y la consolidación de formas alternativas de desarrollo socioeconómico para las mujeres maya-kaqchikeles y mestizas del departamento de Sacatepéquez.

– Consejo Nacional de Tejedoras, organización de mujeres mayas que luchan para defender sus diseños y presionar por una nueva legislación que reconozca y proteja su «propiedad intelectual colectiva» .

-AGIMS, asociación de mujeres en San Juan Sacatepequez, que promueven programadas de fortalecimiento organizativo, participación ciudadana, derechos de las mujeres y de los pueblos indígenas, e incidencia polítca para contribuir al desarrollo integral de las mujeres del municipio de San Juan Sacatepéquez.

-ASECSA, asociación maya que desde el paradigma del Buen Vivir especialmente, trabaja con la población rural-indígena y ladina pobre con pocas posibilidades de acceso a los servicios de salud, y promueve a través de varios programas la soberanía alimentaria, la formación política o el empoderamiento de mujeres.

– CALDH, Centro para la acción legal en derechos humanos que impulsa impulsa la escuela de intercambio de saberes y formación Socio Política de líderes y lideresas, para el fortalecimiento organizativo y territorial de actuaciones colectivas emancipatorias.

-Visita a comunidades en resistencia frente a megaproyectos (minería, agronegocios hidroeléctricas…) que atentan contra su derecho a la tierra y al territorio, a sus derechos como pueblos y contra la Madre Tierra.

– Visita a comunidades que están construyendo alternativas locales desde la soberanía alimentaria.

Todo lo acontecido durante el viaje se podrá seguir a través de de las redes sociales de Mugarik Gabe y de la Red de Decrecimiento y Buen Vivir y de los colectivos participantes con los hagstag #GuatemalaSOStenible #TIPITAPAbagoaz.

Al regreso, las personas que forman parte del viaje expondrán cada una en sus colectivos los aprendizajes y experiencias adquiridas, se proyectará un mini-documental y también participarán en entrevistas en medios de comunicación

¡¡No te pierdas nada, síguenos en redes!!

Energía solar para bombear vidas sostenibles

Un día en El Rodeo (El Salvador), donde han conseguido que la energía que impulsa el agua al tanque de distribución sea energía solar.

Esther Muñoz, de Ingeniería sin Fronteras País Vasco.

Amanece temprano, 5 a.m., me desperezo, me estiro tranquilamente y me levanto para subir al punto más alto del caserío: el tanque que va a distribuir el agua potable al caserío de El Rodeo y la colonia de la Marañonera, 54 metros cúbicos para 84 familias. Desde este punto veo el amanecer cada día, me relajo mirando el horizonte, escuchando los sonidos de la naturaleza, los últimos cantos de los gallos que hace horas que despertaron, los perros contestando los aullidos de algún coyote,… y los pájaros; el cheje, el picaflor, quizás un torogoz, cuya belleza no he podido contemplar. El horizonte rojizo frente al que comienzo cada día son las montañas de Honduras, una frontera protagonista de una historia cercana de la que permanecen heridas abiertas.

Un amanecer en El Rodeo.

Bajo a desayunar y la mamá de la casa ya ha empezado a tortear con la harina del maíz que alguna otra de las mujeres de la casa ha ido a moler al molino de la comunidad a la misma hora que yo me empezaba a despertar. Después, barrer la casa, fregar los utensilios de la noche y de la mañana, subir el agua desde la pila que, por suerte, no está muy lejos; una tarea tras otra y ya están preparando la comida, momento tras el que toda la vida de la casa se detiene.

Con una temperatura media de 30ºC durante el día, a mediodía, cuando el que el sol está en lo más alto, es hora de mecerse en la hamaca, relajarse con el vaivén de ésta y descansar para pronto comenzar de nuevo las tareas de cuidados. Dar de comer y beber a las gallinas, a los perros,…, regar las flores del hermoso jardín de la entrada cuando cae el sol, y, finalmente ir de nuevo a la pila, lavar la ropa del día para que no se acumule y tomar un baño para refrescarnos del calor acumulado del día. De nuevo desde la pila, hay que subir todo el agua que podamos acarrear; las foráneas, con botellas y pequeñas garrafas; las mujeres de El Rodeo, con tinajas de más de 15 litros en la cabeza, sin que peligre su equilibrio ni un instante a pesar de lo pedregoso del camino.

Subir el agua desde la pila hasta el tanque de distribución, donde yo veía amanecer, y distribuirlo desde ahí a las 84 familias que tenían ya su contador y su chorro listo para abrir, a la espera del ok desde la Asociación de Desarrollo Social de la Comunidad (ADESCO)1, es un deseo común a las personas de muchas comunidades en El Salvador, especialmente de las mujeres que ven cómo sus tareas de cuidado disminuyen en tiempo y en dureza con la llegada del agua corriente.

La instalación solar de bombeo.

En El Rodeo han conseguido que la energía que impulsa el agua al tanque de distribución sea energía solar, 32 paneles que dan sombra a la pila donde lavaban su ropa, se bañaban y recogían el agua para beber y realizar sus tareas domésticas cada día. No han elegido la energía solar porque quieran disminuir sus emisiones de CO2, descentralizar la energía o democratizarla. La economía de autosuficiencia de muchas familias2, el elevado precio de la electricidad3 y la falta de apoyo gubernamental a la hora de conseguir agua y saneamiento distribuidos a cada hogar hacen que buscar una organización de apoyo a la inversión inicial y después utilizar la energía del Sol, abundante en estos lugares, sea la solución para abaratar los costes que debe asumir cada familia para conseguir entre 10 y 12 metros cúbicos de agua potable al mes. Un consumo que supera poco más de la mitad del que, en el mismo periodo, se estima para hogar de cuatro personas en el Estado español4.

Sin duda, las máximas beneficiadas de la llegada del agua a cada hogar han sido las mujeres, y, también serán ellas las protagonistas en la gestión y mantenimiento del sistema de agua. Por un lado, dos de las mujeres de la ADESCO han seguido todo el proceso de formación para mantenimiento del sistema de distribución y quiénes han hecho las últimas pruebas y preparativos para la puesta en marcha y; de otro, serán las que mayor peso tengan en la toma de decisiones del Comité de Agua5, cuatro de las seis personas que lo conforman serán mujeres. El Comité del Agua se creó con objeto de gestionar el sistema de impulsión y distribución de agua: el 16 de marzo de 2019 hubo una asamblea a la que se invitó a todas las beneficiarias del sistema.

La electricidad que llega a las casas es cara. En las comunidades las familias que tienen ingresos asumen una factura mensual, subvencionada por el Estado6, entre tres y nueve dólares al mes para cubrir el consumo energético de un frigorífico, algunas bombillas de bajo consumo, el televisor y la carga de los teléfonos móviles, menos de 50 kWh/mes; un consumo eléctrico muy inferior al de los países del denominado Norte Global. En el Estado español consumimos de media en cada hogar 290 kWh/mes7, entre 5 y 10 veces más que lo que consumen en los hogares de comunidades de El Salvador. La subida continuada del precio de la electricidad está haciendo que cada día más familias en nuestro Estado se encuentren en riesgo de pobreza energética, familias que se alimentan con comida fría y se alumbran con velas por no poder afrontar el pago de sus facturas energéticas.

En el caso de El Salvador la necesidad del acceso básico al agua está llevando a las personas de las comunidades a asumir su soberanía energética, buscar sus propios sistemas de distribución de agua impulsados con energía solar y gestionarlos ellas mismas a través de un comité elegido por una asamblea, en la que cada familia beneficiaria tiene derecho a presentarse como representante para el comité, voz y voto.

Asamblea del comité de aguas.

El acceso universal a derechos básicos como el agua y la energía son fundamentales para conseguir unas vidas sostenibles, vidas que pongan a las personas en el centro, que reconozcan los trabajos de cuidados tradicionalmente realizados por mujeres. De dónde viene la Energía, cómo nos llega el agua y quién sostiene nuestras vidas, energía, agua y cuidados son factores interdependientes y necesarios para la construcción de vidas que merezcan la alegría de ser vividas.

El acceso universal a derechos básicos como el agua y la energía son fundamentales para conseguir unas vidas sostenibles, vidas que pongan a las personas en el centro, que reconozcan los trabajos de cuidados tradicionalmente realizados por mujeres. De dónde viene la energía, cómo nos llega el agua y quién sostiene nuestras vidas, energía, agua y cuidados son factores interdependientes y necesarios para la construcción de vidas que merezcan la alegría de ser vividas.

Notas

  1. En los casos en los que ANDA (Administración Nacional de Acueductos y Alcantarillados) no ha llegado a instalar un sistema de agua en el territorio las ADESCO asumen esta gestión.
  2. Viven de lo que da su finca, con escasos ingresos por venta o remesas de algún familiar que vive en Estados Unidos.
  3. En un sistema como el de El Rodeo, el coste eléctrico de alimentar la bomba que lleva el agua hasta el tanque de distribución puede superar los 300 euros al mes.
  4. 2014, Instituto Nacional de Estadística (INE).
  5. La ADESCO de El Rodeo ha gestionado la instalación y puesta en marcha del sistema y, a partir de ahí, será un organismo gestor dedicado el que gestionará el sistema de impulsión y distribución del agua.
  6. Existe un subsidio para usuarios residenciales con consumos menores de 99 kWh/mes. También existe un subsidio sobre la electricidad que consumen las plantas de bombeo de ANDA, al que no pueden acceder las instalaciones que no son promovidas por las ADESCO de las comunidades.
  7. Fuente: Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE), 2011.

Conoce a las profesoras del curso ‘Estamos a tiempo. Cómo caminar hacia las Vidas SOStenibles’

Integrantes del movimiento decrecentista Desazkundea y de su área de feminismos, de la oenegé Ingeniería Sin Fronteras, de Bizilur, campesinas, y técnicas de Mugarik Gabe impartirán el curso en Marienea.

Seis profesoras, integrantes de diversos colectivos, impartirán el curso ‘Estamos a tiempo. Cómo caminar hacia las Vidas SOStenibles’, que organizan la campaña ‘TipiTapa Bagoaz: Hacia Vidas SOStenibles’ y la ONGD Mugarik Gabe. La formación tendrá lugar en Marienea, la Casa de las Mujeres de Basauri, los días 9, 10, 16 y 17 de mayo en horario de 9:30 a 14 horas.

Te invitamos a que conozca al profesorado.

El profesorado del curso

Alicia García Santos: integrante del colectivo decrecentista vasco Desazkundea desde sus comienzos, donde participó en la creación de un grupo de feminismos y en la Red de Decrecimiento y Buen Vivir. También participa activamente en la asociación La Posada de los Abrazos, que promueve el apoyo a mujeres en situación de vulnerabilidad desde un enfoque interseccional. Licenciada en Derecho por la Universidad de Deusto y máster en Igualdad de Mujeres y Hombres por la UPV/EHU, trabaja como consultora en igualdad de género para diferentes instituciones.

Maite Ezquerro Sáenz: integrante de la organización de solidaridad internacional Mugarik Gabe, donde trabaja en el equipo de Educación y el área de Vidas Sostenibles. Participa también en la red de Decrecimiento y Buen Vivir, desde la que se apuesta por poner el cuidado de la vida y del Planeta en el centro a través de la articulación de colectivos, organización de jornadas, cursos o la elaboración de materiales pedagógicos. Licenciada en Psicología, es técnica en Desarrollo Social y máster en Desarrollo y Cooperación Internacional del Instituto Hegoa (UPV/EHU).

Esther Muñoz Alonso: activista por un cambio de modelo energético, a través de diferentes movimientos sociales y como socia de Ingeniería Sin Fronteras. Está implicada con la cooperativa de generación y comercialización de energía eléctrica Som Energía, de Goiener, Energética y Sorkin. Además, trabaja en la cooperativa SUNO Ingeniería de Servicios Energéticos, a través de la realización de proyectos de energías renovables y asesoramiento energético con perspectiva social.

Pepe Ruiz Osoro: integrante del colectivo Feminismos Desazkundea y de la Red de Decrecimiento y Buen Vivir, con la que colabora en la difusión de los principios decrecentistas a través de jornadas, artículos y talleres. También desde el activismo, participa activamente en movimientos vinculados a la educación popular y por la construcción de la soberanía alimentaria. Licenciado en Ciencias Ambientales y Periodismo, ha realizado el máster en Globalización y Desarrollo del Instituto Hegoa.

Nadia López Ruiz: campesina que trabaja desde hace cinco años en una huerta (Basortu Agroekologia) y en la conservera de verduras y frutas (Maskilu Kontserbak) en el valle de Arratia. Colabora en Bizilur y es activista en Etxaldeko emakumeak, grupo de mujeres que trabajan por crear vínculos y sinergias entre el feminismo, la soberanía alimentaria y el movimiento campesino.

Leticia Urretabizkaia Gil: integrante del colectivo Feminimos Desazkundea, llega al decrecimiento por considerarlo la cara urbana de la propuesta campesina de la soberanía alimentaria, en la que se ha especializado a través de investigaciones, formaciones y publicaciones. Participa en la Red de Decrecimiento y Buen Vivir. Es licenciada en Humanidades y máster en Globalización y Desarrollo. Actualmente está haciendo el doctorando en el Instituto Hegoa de la UPV/EHU.

2019-08-21T11:33:51+02:0030 abril 2019|Etiquetas: , , |Sin comentarios

Cómo lograr una vida sostenible, a debate en Marienea

La campaña ‘TipiTapa Bagoaz: Hacia Vidas SOStenibles’ y la ONGD Mugarik Gabe organizan un curso en la Casa de las Mujeres de Basauri para analizar la crisis ambiental y mostrar alternativas para lograr un cambio social.

(más…)